PEGI Xbox One

Saints Row: The Third Remastered

Valoración aXb

Valoración aXb

Irreverencia y desenfreno llevada a su máxima remasterización
Nota aXb 8,5
Duración 9.5
Jugabilidad 8.5
Sonido 8.5
Gráficos 8
Versión analizada: Xbox One
Por Moisés Artacho
22/05/2020

Si hay una saga que ha conseguido destacar por su locura extrema y su desenfreno apocalíptico, esa ha sido Saints Row. Lo que nació como un calco de la franquicia GTA en sus dos primeras entregas supo virar radicalmente de rumbo a partir de su tercera parte, ofreciendo una alternativa gamberra y sumamente divertida que se convirtió de repente en un referente del humor bizarro y surrealista. Ahora, casi diez años después, podemos revivir de nuevo aquella aventura repleta de misiones alocadas, con una puesta al día técnica que sin embargo queda en un segundo plano ante lo verdaderamente importante: Los Saints han vuelto.



Saints Row: The Third Remastered es la versión definitiva para gozar de uno de los sandbox más gamberros de la historia. Cargado con sus decenas de DLC’s integrados y con aluviones de misiones secundarias, la aventura de los Saints se remasteriza manteniendo su jugabilidad intacta, pero ofreciendo una ciudad mucho más poblada, más vistosa y más propensa a que provoquemos el caos.


Lo primero es lo primero. Para jugar a Saints Row: The Third Remastered no es necesario haber jugado a los títulos anteriores, si es que hay alguien que ni siquiera los haya catado todavía. La única premisa a conocer es que la ciudad de Steelport está en poder de la banda de los Saints, liderada por una serie de personajes a cada cual más pintoresco, con personalidades más que surrealistas. Los Saints son famosos en la ciudad, tanto que cuentan con sus propios programas de televisión y toda una variedad de publicidad abrumadora. Pero una serie de acontecimientos al principio de la aventura darán como resultado la invasión de la ciudad por parte de otras bandas rivales, acabando con la supremacía de nuestros protagonistas y dejándonos con la cruda misión de volver a conquistar lo que por derecho nos pertenece.



Locura. Esta será la palabra clave que se repetirá durante todo el transcurso del juego y sus múltiples misiones secundarias. El factor predominante en todo el conjunto es ofrecer la mayor diversión posible, desafiando las leyes de la naturaleza y la realidad. Esto mismo se aplica a los vehículos y armas que iremos encontrando a lo largo y ancho de la ciudad. Tan pronto estaremos conduciendo un Ford Mustang clásico por una avenida, como de repente tendremos un vehículo que ‘succiona’ personas para luego lanzarlas mediante una catapulta a una larga distancia. Así es, en definitiva, Saints Row desde su tercera entrega, una constante mezcla de realidad con ficción que aderezará las misiones típicas de toda la vida con elementos ficticios y surrealistas a más no poder.


El juego es un mundo abierto, lo que viene siendo el sandbox de toda la vida, y la forma de acceder tanto a las misiones principales como secundarias será a través de nuestro preciado móvil. Gracias a él podremos llamar a los compañeros que dan pie a una nueva misión, comprobar el estado de los objetivos secundarios, pedir refuerzos para alguna situación peliaguda, y otras muchas funciones que iremos descubriendo a medida que avanzamos en la historia.



Una de las cosas que más nos siguen sorprendiendo es que, a pesar de los años, podemos afirmar sin tapujos que este Saints Row ofrece el mejor editor de personajes de la última década. Una reflexión arriesgada y contundente, pero basta con pasar unos minutos con el susodicho editor para llegar a esta aplastante conclusión. Para empezar, todos los detalles del cuerpo son moldeables, desde la más mínima imperfección de la cara hasta la altura y peso del personaje. Evidentemente contamos con el género masculino y femenino a elegir, lo cual llevará a dejarnos modificar también el tamaño de los senos en el caso de las mujeres, y la cantidad de ‘paquete’ en los hombres.


El festival empieza cuando escogemos el color de la piel, comenzando por los colores habituales para caucásicos, piel morena, orientales, etc. y acabando con cosas tan bizarras como un verde ‘Hulk’, un azulado ‘Mística’, o un plateado reluciente, entre otras muchas combinaciones. El tema de la voz también tiene sorpresa, ya que a las voces más normales se le une la posibilidad de que nuestro personaje tenga voz de zombi, con lo que podéis imaginar el cachondeo a la hora de hablar y soltar las frases con un tono gutural e ininteligible. Tras las opciones físicas contamos con la opción de la vestimenta, que en el editor no es especialmente amplia ya que este aspecto se potenciará a posteriori con las tiendas de ropa, que abordaremos más adelante.



Un aspecto que nos hará soltar las primeras carcajadas será la de las poses. Deberemos escoger un par de poses para el personaje, una para cuando queramos provocar a un rival, y otra para expresar un triunfo o victoria. El listado de poses es enorme y distinto para cada una de las dos tipologías, y encontraremos movimientos de todos los gustos y colores. En este apartado encontraremos cientos de guiños a series o películas. ¿Queremos celebrar una victoria a lo Ace Ventura o con un baile en plan Full Monty? Pues podremos. ¿Y para provocar? Que mejor que realizar un movimiento jedi o una imitación de Morfeo en Matrix. Decenas de referencias a poses y movimientos famosos que enriquecen enormemente el editor.


Lo mejor de todo el asunto es que durante el juego tendremos a nuestra disposición una serie de clínicas estéticas que permitirán usar el editor para cambiar algún detalle del personaje, incluso el sexo, así que podremos experimentar todo lo que queramos durante toda la aventura para dar con nuestro líder ideal, o simplemente ir variando de aspecto para romper con la monotonía.



Saints Row: The Third Remastered cuenta con decenas de misiones principales, a cada cual más alocada. Pero la guinda del pastel es la gran cantidad de contenido secundario que tenemos a nuestra disposición, más teniendo en cuenta que esta edición trae toda la sarta de DLC’s aparecidos en su día. Como añadido a todas estas misiones repartidas por la ciudad, tendremos también una serie de objetos esparcidos por los lugares más recónditos, como muñecas hinchables, palés de drogas, o fajos de dinero a granel. Todo ello nos dará una buena cantidad de dinero al encontrarlos, y los coleccionistas acérrimos tendrán un buen reto para recogerlos todos.


A través del móvil accederemos también a las misiones de los Saints, que se dividen en dos variantes: Asesinatos y robos de vehículos. Hay una treintena de misiones de cada tipo que se irán desbloqueando a medida que las vayamos superando y progresemos en la historia. En los asesinatos se nos pedirá que acabemos con una cierta persona, pero para acceder a ella tendremos una serie de requisitos que cumplir. Por poner un ejemplo, en uno de ellos se nos pide acabar con una monja, pero para hacerla salir de la iglesia habrá que provocarla corriendo desnudos por los alrededores. Respecto a los robos de vehículos, se nos darán instrucciones de donde están aproximadamente en el mapa, no la localización exacta, y una vez encontrados tendremos que robarlos y llevarlos al lugar indicado. Eso sí, mientras nos persiguen policías y bandas rivales. Huelga decir que el estado del vehículo al entregarlo será primordial para establecer la recompensa a recibir.



Una infinidad de misiones secundarias, coleccionables a recoger, desafíos exigentes y muchas peticiones de trabajitos para los Saints. Todo ello aporta un plus de dinero al completarse, pero el principal incentivo al completar cualquier tarea será conseguir una pizca de respeto. Y en Saints Row, el respeto lo es todo. El respeto en Saints Row viene a ser el símil del sistema de experiencia en un juego de rol. Cada acción que realicemos y cada misión que finalicemos con éxito nos otorgará un poco de este respeto, y cada cierta cantidad conseguiremos aumentar el nivel del personaje.


El nivel viene íntegramente ligado al sistema de habilidades, un amplio abanico de opciones que podemos ir adquiriendo con dinero y que mejorarán los parámetros de nuestro personaje. Con cada subida de nivel iremos desbloqueando nuevas habilidades para comprar, y las hay de todos los tipos y colores. Por un lado, contamos con las habilidades que aumentan la salud máxima del personaje, así como la velocidad de regeneración de vida o la cantidad de tiempo que podemos correr sin agotarnos. Tenemos también un apartado para las armas, donde conseguiremos aumentar la capacidad de munición, la velocidad de recarga, o incluso -en niveles superiores- la posibilidad de tener munición infinita.



Por otro lado, por toda la ciudad encontraremos varios locales y negocios que podemos comprar. Gracias a ello, cada X minutos recibiremos una cierta cantidad de dinero según la cantidad de locales que tengamos comprados. Así que vale la pena hacer una pequeña inversión de vez en cuando para luego tener una serie de ingresos habituales cada poco tiempo. Respecto a las tiendas en sí, tenemos las típicas donde comprar y mejorar armas, los talleres donde reparar nuestro coche y tunearlo, las tiendas de ropa en las que seleccionar entre decenas de modelos diferentes, o las de operaciones estéticas en las que alterar nuestro personaje con el potente editor.


Además, todo en Saints Row es personalizable y mejorable con dinero. Las armas pueden mejorarse para ofrecer mejor precisión o diversas bonificaciones de combate, todos los vehículos (y cuando digo todos es TODOS) pueden tunearse y modificarse en cuanto a motor, suspensión, ruedas, colores, etc. se refiere, ya sea un deportivo o un camión de la basura. Además, siempre que llevemos un vehículo robado a un taller y lo tuneemos, pasará automáticamente a engrosar nuestra colección privada de transportes, con lo que podremos acceder a él desde cualquier garaje, aunque lo perdamos o destrocemos.



Respecto a la variedad, todo se centra en la mezcla entre realidad y desvaríos varios. Las armas comienzan ofreciendo una selección de pistolas, escopetas, fusiles, etc. Lo normal vamos. Pero a medida que progresamos podemos encontrarnos hasta con un bazooka desintegrador en la mano al más puro estilo Megaman, o incluso el utensilio más polémico de los últimos tiempos, el penetrador, que como su propio nombre indica se trata de un enorme pene de goma con el que atizar a los enemigos. En los vehículos se sigue la misma tónica, con un inicio más conservador con transportes clásicos de cuatro ruedas, y acabando la aventura con un auténtico desmadre de máquinas voladoras, tanques con mirilla láser, o motos que podrían sacarse de la película Tron.


Nuestra propia banda también es personalizable, ya que a medida que conquistemos zonas de la ciudad veremos como miembros aliados deambulan por las calles para socorrernos siempre que lo precisemos. En nuestras manos quedará elegir la apariencia y personalidad de estos componentes de la banda, ya sean unos machotes hipervitaminados o unas bellas señoritas aparentemente inofensivas. Siempre que estemos en peligro y veamos a un miembro de la banda cerca, bastará con pulsar arriba en la cruceta para pedirle ayuda y que se una a nosotros arma en mano.



Pero hasta aquí nada nuevo que no jugáramos ya en su día, las novedades más cacareadas de esta remasterización llegan con la técnica, con un diseño artístico totalmente renovado para la ocasión, rehaciendo desde cero más de 4.000 elementos del escenario, incorporando efectos de luces en tiempo real y un sistema de reflejos realista a más no poder. Todo ello hace que pasear por Steelport sea más espectacular que nunca, con amaneceres o puestas de sol que provocan reflejos alucinantes en todo lo que nos rodea, o un sol de justifica durante el día que baña todo el escenario con su luz de una forma nunca antes vista.


Es cierto que el modelado de las caras de los personajes o sus animaciones siguen resultan bastante ancladas en el pasado, pero el lavado de cara es más que palpable en lo que a iluminación se refiere, por no decir que la tasa de frames se mantiene estable como una roca por mucha destrucción que causemos, que no es poca precisamente.



A nivel sonoro contamos con la típica radio al conducir un vehículo, que gracias a su decente variedad de emisoras distintas nos mostrará una selección musical bastante atractiva para todos los gustos. Desde ‘Satisfaction’ de los Rolling hasta música clásica, cualquier melodía es útil para masacrar enemigos a mansalva. En este sentido agradecemos que no se haya perdido ninguna licencia, y que podamos volver a disfrutar de un sinfín de temas licenciados que suenan en el mejor momento posible.


Por tanto, esta remasterización llega como agua de mayo -nunca mejor dicho- para todos aquellos que no pudieron disfrutarlo en su día. Los que ya lo exprimieron al máximo, encontraran exactamente el mismo juego a nivel jugable, con sus mismos fallos y sus mismas virtudes. Eso sí, rejugarlo con este despliegue visual renovado es una delicia, y su exquisito sentido del humor resulta ideal por muchos años que pasen, así que tampoco pasa nada por volver a echar decenas de horas explorando la ciudad junto a los Saints, posiblemente la banda más carismática que conoceremos en nuestra vida.



Lo mejor:


Una renovación visual bastante notable


- Una historia principal llena de sorpresas y misiones sorprendentemente divertidas


- Contenido secundario igual o más divertido si cabe que la línea argumental, con decenas de horas por delante para completarlo todo


- Su aire desenfadado y surrealista marca la diferencia con los competidores


Lo peor:


El modelado facial y las animaciones denotan el paso de los años


- El gunplay se nota algo desfasado, aunque nada a lo que no podamos acostumbrarnos


Comparte este artículo Facebook Twitter Google+

Comentario rápido

Comentario rápido

Enviar Comentario

Foro

Foro

Aún no hay comentarios en el foro Ir al foro

Ficha

Ficha

Saints Row: The Third Remastered
Desarrollado por: DS Volition / Sperasoft Inc. Distribuido por: Deep Silver Género: Acción Lanzamiento: 22/05/2020 Web Oficial Comprar
Lo tengo Terminado Jugándolo Lo vendo Lo quiero
Compartir el juego

Valoración aXb

Valoración aXb

Nota aXb 8,5 Muy bueno
Sonido 8.5
Gráficos 8
Duración 9.5
Jugabilidad 8.5
Versión analizada: Xbox One
Leer Análisis

Valoración Comunidad

Valoración Comunidad

8 (1 votos) Muy bueno
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10
Gráficos
7
Sonido
7
Jugabilidad
9
Duración
8

0 críticas de usuarios
Popularidad: 1.693 de 4.850
65%

Valoración Personal

Valoración Personal

TU VOTO:
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10
Gráficos
Sonido
Jugabilidad
Duración

Tu recomendación

Tu recomendación

Sitúa el cursor sobre uno de los siguientes elementos y pulsa en el que se adapte más a tu recomendación de compra para el juego. ¿Lo recomendarías?
Los juegos más buscados:Brain Fitness del Profesor Rubik |Control |My Universe - Profe de colegio |NBA 2K Playgrounds 2
© accesoXbox 2008-2020 Política de Cookies En memoria de Carlos Habas Millán
accesoXbox en: aXb en Facebook Facebook aXb en Twitter Twitter RSS de aXb RSS